El origen, gala a piano y voz de Ely Guerra

Ely Guerra, cantante.
Foto: Octavio Gómez

MÉXICO, D.F. (apro).- Para celebrar 20 años de carrera artística, la cantautora regiomontana Ely Guerra (Elisabeth Guerra Vázquez) presentará su espectáculo de gala a piano y voz El origen, en el Lunario del Auditorio Nacional el próximo sábado 11 de julio, a las 21 horas.

Se trata de un concierto en el que la popular Ely recorrerá diferentes épocas y etapas de su trayectoria, e interpretará canciones poco escuchadas de su autoría, al igual de otras que forman parte de su historia y la identifican. Irá acompañada por el pianista y compositor argentino Nicolás Santella, quien cuenta con una notoria experiencia en la escena del jazz mexicano.

Según anunció a la prensa, el próximo concierto de Ely Guerra en el foro alterno del Auditorio Nacional lo define ella como “una gala a piano y voz”, combinando armoniosamente la música popular de los grandes compositores mexicanos y el trabajo creativo de una artista contemporánea, en festejo de dos décadas musicales.

Este “concierto íntimo, que llama a los recuerdos desde un punto de vista contemporáneo”, generó el álbum doble El origen grabado en vivo, que Ely Guerra lanzó a través de su propia editora musical Homey Company. El espectáculo la impulsó a una gira nacional donde se permite brillar a través de la evolución sonora en su senda artística, como una intérprete y compositora que sabe arriesgar y defender sus orígenes, anclados en la independencia creativa.

Ely Guerra ha grabado ocho producciones discográficas, entre las que destacan Pa morirse de amor (1997), Lotofire (1999), Hombre invisible (2009), y Ciclos (2013), colaborando en más de 40 producciones fonográficas. Asimismo, ella ha participado en bandas sonoras de películas como Amores perrosDe la calleEl viaje de TeoLos campeones de la lucha libreEl Santos vs La Tetona Mendoza, Reencarnación y Vacas vaqueras. Dos de las obras teatrales en las cuales ha estado son Venus, la voz del tiempo y Los sumergibles.

Sus conciertos internacionales con Tania Libertad, Eugenia León y Sting fueron memorables. También ha trabajado con directores de orquesta mexicanos como Enrique Patrón de Rueda y Alondra de la Parra (www.elyguerra.com).

A continuación, ofrecemos una entrevista de este reportero publicada por el semanario Proceso a Ely Guerra, en los inicios de su carrera.

La guerra de Ely

Grabado y mezclado en Londres, Inglaterra, el CD Pa’morirse de amor de Ely Guerra muestra a una compositora segura, con una forma natural de empatar texto y melodías, tocando guitarra en la grabación y conciertos.

“Me quiero imaginar y me gusta pensar que mi personalidad es más fuerte que mi físico en un escenario. Como hay más hombres que mujeres, a nosotras se nos exige más. Es una necesidad continua demostrar que soy cantautora.”

Hija del ex futbolista y entrenador Alberto Guerra, creció en San Luis Potosí y Guadalajara. Ely habla rauda de responsabilidades y disciplina:

“Desde muy niña mis padres me dejaron en libertad pues siempre sentí la necesidad de abrir la boca y por eso escribo, por eso soy tan intensa, soy la pasión. Mi madre fue modelo, me enseñó los límites en la vida y de ella aprendí canciones en portugués.

“Yo bailaba clásico y nadaba, así que mi papá, que sólo escucha ópera, me dijo: ‘Si no viera en ti que hay talento sería el primero que diría, m’hijita, te quedas conmigo, haces una carrera y luego vemos’. Mi padre a los 18 años ya era un profesional del futbol. Yo también lo hice, llevo diez años viviendo sola aquí. Soy tigre”, ríe.

A los 11 años, Ely decidió su carrera, cuando su padre la llevó a un concierto de Tania Libertad.

–¿Por qué el malinchismo de ir a grabar a Londres?

–Espero no responder de manera malinchista… Cuando terminé de escribir las 17 canciones para este disco, sentí que todas tenían melancolía y nostalgia, pero que eran arma de dos filos pues si a mí me cautivaba el disco, tal vez al público le aburriría.

“Fue una gran búsqueda saber quién haría la producción y en mi soledad y de la comprensión de mis canciones, me di cuenta que un disco que tiene dosis de nostalgia sin decaer, es Bajo el signo de Caín, de Miguel Bosé. Así que buscamos al productor escocés Sandy McLelland. Lo hice por empatía, no malinchismo.

“Y sí, hay mucho malinchismo de todos en este país. Para que me internacionalice, debo primero vender y de alguna manera convencerlos, excitarlos con mi material.”

Para Ely, las drogas son un instante desafortunado del ser humano. Añade:

“Es necesario decir no como mujer y yo, para grabar mis dos discos, he tenido que hacerlo. Perdonando la expresión: yo no le agarro el trasero a un chavo que va por la calle.

“A mí me lo han querido agarrar muchas veces. Pero no hablo de feminismo, porque al igual repruebo el machismo. Me gusta estar protegida por un hombre. No me interesa tampoco la política, hay que tener carne dura, ser muy corriosa. Me gustaría tener un espacio en la música en México.”

(Proceso, 1087. 1 de septiembre de 1997)

Tras actuar el año pasado, como parte de la programación especial para el décimo aniversario del Lunario, los seguidores de la cantautora tendrán una oportunidad más de ser testigos de esta producción con la que Ely Guerra regresó renovada para celebrar 20 años de resistencia y provocación musical.

El concierto Lunario presenta Ely Guerra El origen 2015 se realizará el 11 de julio, a las 21:00 horas (Reforma 50, Bosque de Chapultepec, costado poniente del Auditorio Nacional). Boletos: $500 y $700, disponibles en taquillas del Auditorio Nacional, sistema Ticketmaster y al teléfono 5325-9000 (www.lunario.com.mx/prensa/).