Ofrece Semarnat 108 zoológicos y refugios para animales de circos

Llamas en el circo Montana, en Tizayuca, Hidalgo.
Foto: Alejandro Saldívar

MEXICO, D.F. (apro).- Ante la entrada en vigor este día de las reformas que prohíben los espectáculos con animales en circos, la Profepa y la Semarnat destacaron que se cuenta con seis refugios y acceso a 108 zoológicos para los ejemplares que no fueron reubicados por los dueños de esos establecimientos.

En junio, subrayó la Profepa en un comunicado, se solicitó a los circos que en la presentación de sus reportes anuales hicieran referencia a los ejemplares autorizados para su aprovechamiento; sin embargo, de un registro de 199 circos, hasta el momento sólo 55 han presentado este informe, del que suman 511 ejemplares.

No obstante, según inventarios presentados por los circos el año pasado, la Dirección General de Vida Silvestre de la Semarnat reporta un total de mil 91 animales, entre aves, carnívoros, invertebrados, mamíferos, primates y reptiles, siendo el tigre, la llama y el papión los ejemplares de mayor presencia.

Esta última dependencia resaltó que las opciones para la recepción de los animales son 108 zoológicos y seis Centros para la Conservación e Investigación de la Vida silvestre (CIVS).

También recordó que los dueños de los circos pueden vender, donar o quedarse con sus animales, aunque en este último caso bajo condiciones que garanticen un trato digno y respetuoso hacia los ejemplares.

Por su parte, la Profepa advirtió que instaurará procedimientos administrativos a los dueños de esos establecimientos que incumplan con decreto en la materia publicado el 9 de enero en el Diario Oficial de la Federación.

Es por ello que la Profepa verificará que los circos no utilicen en sus espectáculos ejemplares de vida silvestre y que hayan cumplido con su obligación de entregar a la Semarnat la información relativa al número y características de los animales que poseen.

Asimismo, insistió en que esta base es primordial para que la Semarnat la ponga a disposición de los zoológicos del país, cuyos responsables seleccionarán los ejemplares que sean susceptibles de ser integrados a sus colecciones.