Diputado pide ayuda a Mondragón y Kalb para liberar a familiares secuestrados

El extitular de la Comisión Nacional de Seguridad, Manuel Mondragón y Kalb.
Foto: Miguel Dimayuga

CHILPANCINGO, Gro. (apro).- El diputado federal perredista Jorge Salgado Parra admitió que solicitó la intermediación del comisionado de Seguridad Nacional, Manuel Mondragón y Kalb, para lograr  la liberación de dos de sus primos, quienes en junio pasado fueron secuestrados en la zona norte de la entidad.

Salgado Parra dijo que pidió al funcionario federal que no sólo atienda la problemática generada por los secuestros en la entidad, sino que se enfoque en las acciones de prevención del delito “para poder tener plena seguridad de que los secuestros no sucedan, porque no se debe tapar el sol con un dedo”.

El 21 de junio pasado, Proceso dio a conocer que cuatro trabajadores de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Obras Públicas (SDUOP) del estado, entre ellos dos sobrinos del secretario de Administración y Finanzas, Jorge Salgado Leyva (padre del diputado federal Jorge Salgado Parra), fueron secuestrados en el municipio de Ixcateopan, al norte de Guerrero.

El plagio ocurrió siete días antes (el viernes 14), cuando los trabajadores de la SDUOP se trasladaban de esta capital a la cabecera municipal de Ixcateopan para supervisar el avance de obras que el gobierno estatal construye en coordinación con las autoridades municipales del lugar, administrado por la alcaldesa perredista Filiberta Barrera Bahena.

Consultado en ese momento, el diputado federal perredista confirmó el secuestro de sus primos y reprochó el discurso oficial sobre la disminución de la incidencia delictiva en la entidad y el país.

No obstante, Salgado Parra descalificó los indicadores del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, que ubican a Guerrero como la entidad más violenta del país.

Incluso dijo que el organismo que dio a conocer esos indicadores de violencia fue la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en su informe especial sobre el surgimiento de los grupos de autodefensa en Guerrero, donde se exhibe la ingobernabilidad que se vive en la entidad por los efectos de la narcoviolencia y los nexos de autoridades con la delincuencia, que orillaron a ciudadanos “legítimamente indignados” a tomar las armas para defender su vida.

Entrevistado en esta capital, el diputado perredista dijo que los indicadores sobre la violencia del Sistema Nacional de Seguridad Pública, difundidos por la CNDH y el periódico Reforma, demuestran un “desconocimiento total de los que sucede en Guerrero”.

–¿No coincide entonces con esas estadísticas? –se le preguntó.

–No, totalmente en desacuerdo. Igual hay estadísticas de la OCD donde manifiestan que tenemos un crecimiento adecuado –respondió.

Sobre el secuestro de sus primos, apuntó: “Todavía está en  averiguación ese asunto y así lo vamos a seguir manteniendo”.

–¿No es un reflejo de lo que se está viviendo en Guerrero? –se le insistió.

–Nos ha tocado a todos y eso también tiene que pasar por una circunstancia de tener confianza en las autoridades para que esto de una vez se resuelva no solamente de un momento a otro –apuntó.

Luego manifestó que pidió ayuda al comisionado de Seguridad Nacional para liberar a sus primos, quienes, reveló, ya no se encuentran en cautiverio, pero están detenidos.

Salgado Parra no quiso informar si se pagó un rescate, y dijo que no iba a dar detalles sobre la forma en que sus familiares fueron liberados por la Policía Federal.