Profepa sancionará a minera canadiense por derrame tóxico en río de Guanajuato

Derrame en Mina “El Rosario”, en Guanajuato.
Foto: Profepa

GUANAJUATO, Gto. (apro).- La empresa minera El Rosario, filial de la canadiense Great Panther Silver, será sancionada por el derrame de miles de litros de lodos derivados de la recuperación de oro y plata en el complejo ubicado en Cata, en esta capital, un parte del cual derivó a un río que desemboca en la presa de La Purísima, informó la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

El derrame de lodos o “jales”, residuos que resultan del proceso de separación del oro y la plata mediante flotación, ocurrió cuando la tubería de ocho pulgadas que transporta los residuos a las presas de depósito controlado se rompió, provocando que parte de los lodos salieran de la planta hasta la calle de Cata y de ahí al río.

A unos metros se encuentra una clínica familiar del Instituto Mexicano del Seguro Social, además de oficinas públicas y numerosas viviendas.

De acuerdo con un reporte de Protección Civil municipal, fueron vecinos quienes inicialmente reportaron el derrame al ver los lodos grises sobre la vialidad, además de los olores fétidos que percibieron.

Fue hasta después de estos reportes ciudadanos cuando la filial mexicana de Great Panther notificó a las autoridades, según indicó la dependencia municipal.

Se estimó que el derrame acumuló unos mil 200 galones de jales. Personal de la delegación de la Profepa acudió a revisar las acciones de remediación implementadas por la empresa, que dispuso de una cuadrilla de trabajadores, arena y vehículos para retirar los jales de la calle y del río, que pasa por los barrios de Cata y San Luisito.

“Se recuperó una gran cantidad, otra que se derramó sobre la carretera fue retirado, y otra parte se derramó al río, tomamos muestras para ver la magnitud del daño (porque) este río desemboca en la presa La Purísima”, dijo el delegado Isaac González Calderón.

“Definitivamente habrá una multa. Esperamos los resultados de laboratorio de muestras tomadas del río”, detalló el funcionario.

Personal de Profepa inspeccionó el interior de las instalaciones de la empresa para conocer el motivo del derrame.

“El evento se presentó en el área de flotación de la planta de beneficio, al reventarse un tubo de 8 pulgadas de diámetro que conduce el residuo o jal minero mediante bombeo a la presa de jales, que se ubica aguas arriba de ese sitio. Se calcula que se derramaron mil 200 galones de jales, de los cuales se recuperaron 840 en piletas de contención, mientras que 360 galones se derramaron: la mitad hacia la carretera y 50% restante al Río Cata”, informó la dependencia federal.

Los jales recuperados mediante la absorción por arena y tierra fueron depositados en el patio de mineral de la planta.

La Profepa determinará qué medidas de remediación deberá aplicar la empresa en el río.

Protección Civil municipal también emitió un reporte de lo ocurrido a la Comisión Nacional del Agua.

Great Panther opera el complejo de Hacienda de Bustos desde hace una década, tras adquirirla a los cooperativistas de la Minera Santa Fe en una operación que ha sido denunciada como despojo por parte de socios fundadores y herederos, los cuales han protestado en repetidas ocasiones por un supuesto contubernio de autoridades estatales y municipales para esta adquisición.