“En el nombre de Dios”, de Alejandra Platt

Oriunda de Hermosillo, Sonora, Alejandra Platt Torres comenzó hacia 1993 su primer proyecto fotográfico denominado En el nombre de Dios, el cual le representó un “tremendo reto” y tardó siete años en concluir, de acuerdo a lo descrito en su sitio oficial de Internet (https://alejandraplatt.com/in-the-name-of-god/):

“Los proyectos que siempre he escogido están relacionados con mi vida personal y yo empecé En el nombre de Dios por las tribus de Sonora”.

Sus orígenes datan de 1630, con la llegada a los Estados Unidos de Richard Platt desde Inglaterra.

“Siete generaciones después, en 1841, mi tatarabuelo Frederick Platt nació; hacia 1867, dejó Nueva York en pos de la ‘Fiebre del oro’ en California, y al pasar por Arizona Frederick decidió incursionar en Sonora. Llegó al pueblo de Tecoripa, donde los indígenas continuaban luchando por defender su tierra natal. Entonces, el gobierno despojó a los indígenas de sus tierras para venderlas a los extranjeros casados con mujeres hispanomexicanas…

“Las familias extranjeras reclamaban como propias las mejores tierras de México desde la época de la conquista española y hasta nuestros tiempos modernos. Aquellas tierras que alguna vez fueron propiedad de la gente nativa aún no ha cesado de ser ‘el oro de todas las épocas’. Frederick fue uno de aquellos hombres. De ahí me vino la fuerza para fotografiar a mis ancestros, el deseo de descubrir mis propias raíces indígenas, mi historia familiar y mi obsesión por saber lo desconocido. 

“De tal modo que en mi investigación en torno a esta pasión hacia mi gente de México, descubrí por qué mi familia se enriqueció y me quedé atónita; pero tengo que entender que es mi pasado y así me lancé a ese proyecto durante siete años.”

De 1993 a 1999 viajó por todo México, revelando con sus imágenes “algo de lo que les hemos provocado a los indígenas”. En aquellos viajes, Alejandra Platt tomó más de seis mil imágenes con cada uno de los grupos indígenas existentes en formato mediano, para su libro En el nombre de Dios.

De esa producción son las imágenes que se reproducen en este reportaje, con su autorización.